¿Cómo se puede mejorar la vista cansada?

A la hora de elegir qué gafas de vista comprar, es importante tener en cuenta la salud de nuestra vista. En caso de sufrir de presbicia o vista cansada, los especialistas en la salud visual recomiendan que usar gafas de vista especiales para las necesidades particulares de la lente natural del ojo. Sin embargo, ¿cómo elegir las gafas si se tiene la vista cansada?

La presbicia o vista cansada es un defecto refractivo que se debe a la pérdida de elasticidad del cristalino (la lente natural del ojo que permite enfocar las imágenes a diferentes distancias). Esta disminución de su flexibilidad está relacionada básicamente con la edad de la persona, apareciendo sus primero síntomas entre los 40 y los 45 años. Por ello no ha de sorprendernos que llegando a esta edad, se encuentre la sensación de no poder ver con nitidez de cerca (entre los 30 y 40 cm de distancia entre los ojos y el objeto visto) y se tenga que alejar del rostro ese libro que nos cuesta trabajo leer en su cercanía.

¿Cuáles son los síntomas de la vista cansada?

Cuando se sufre de vista cansada, suele detectarse en actividades como la lectura, costura (al enhebrar una aguja), escritura, entre otros. Frente a ello, la persona tiende a compensar la falta de acomodación visual con más luz para así aumentar la profundidad de foco ante la disminución del tamaño pupilar o distanciando el objeto de trabajo (libro o móvil, por ejemplo) del rostro.

Algunos de los principales síntomas de la presbicia o vista cansada son:

  • Dificultad para enfocar con claridad los objetos a corta distancia (como hemos mencionado, entre los 30 y 40 cm de distancia);
  • necesidad de alejar el objeto de trabajo para poder verlo mejor;
  • ver las letras borrosas o sentir que están moviéndose mucho;
  • sufrir de dolor de cabeza al fijar la vista en la lectura durante mucho tiempo;
  • enrojecimiento, ojo seco, escozor o pasar por sensación de arenilla y lagrimeo.

¿Qué puedo hacer si tengo presbicia o vista cansada?

Si bien no hay una cura para la vista cansada, existen alternativas para regular los síntomas incómodos de este defecto refractivo. Entre ellas se encuentra la corrección óptica con gafas monofocales, bifocales, ocupacionales y progresivas. Aunque en ocasiones también se puede recomendar utilizar lentes de contacto personalizadas.

Primero es importante identificar cuál de las tres distancias de trabajo requiere una graduación específica:

  • La distancia de lejos (superiores a un metro hasta el infinito), en donde el ojo mantiene aún buena parte de su capacidad de acomodación de lejos pero no de cerca y por tanto requiere graduación de lejos;
  • la media distancia (entre los 50 y 90 cm aproximadamente), en donde el ojo no logra ver ni de lejos ni de cerca;
  • y la distancia de cerca (entre los 30 y 40 cm de nuestros ojos), en donde la acomodación visual va bien en la cercanía pero no en la lejanía (después de los 40 cm) y por tanto requiere una graduación de cerca (si se intenta mirar una pantalla, se necesita acercarse mucho adoptando una postura perjudicial para cuello y espalda).

Segundo, es recomendable tener en cuenta que la pérdida de flexibilidad seguirá en aumento con la edad. De modo que llegará un momento (entre los 50 y 55 años de edad) en que se intensifique la dificultad tanto para la lectura o trabajos realizados en las cercanías como para las actividades realizadas a distancias intermedias (como el uso del ordenador, trabajos sobre una mesa de dibujo, planos, manualidades, etcétera) y a distancia de lejos.

¿Qué gafas de vista puedo usar?

La elección de las gafas dependerá del tipo de distancia de trabajo que está afectando el defecto refractivo. Entre ellas se encuentran las siguientes opciones:

  • Gafas monofocales, las cuales son ideales para mejorar la visión de cerca y realizar actividades puntuales que requieren precisión (como leer y coser);
  • Gafas bifocales, se encargan de combinar la visión de lejos (la zona superior del lente) y de cerca (la zona inferior);
  • Gafas progresivas, se encargan de cambiar progresivamente la graduación para corregir la visión cercana, intermedia y lejana;
  • Gafas ocupacionales, recomendadas para personas que tienen que pasar muchas horas en el ordenador, ya que en la parte de arriba se puede ver la visión a distancias intermedias y la de abajo, de cercanía.

La salud de la visión es indispensable a la hora de elegir qué tipo gafas utilizar. En Mr-Sunglass ponemos a la disposición del público la información necesaria sobre qué tipo de gafas de vista usar en caso de tener presbicia o vista cansada.

Rating: 5.0/5. From 1 vote.
Please wait...
Spread the love

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *